“Cagarse en diez”

Aunque muchos creen que la expresión es un modo de evitar decir “me cago en dios”, en realidad su origen está a comienzos del siglo XIX, cuando Napoleón invadió toda la península Ibérica. Uno de sus generales más sangrientos fue Jean François D’Huez, que aterrorizó Murcia, Almería y el sur de Albacete. Su apellido pronunciado por la gente de esta zona se convirtió en algo muy cercano a “diez”, aunque en Andalucía oriental hay incluso algún testimonio de “me cago en Díaz”, lo que demuestra que en origen no tenía nada que ver con el número. Jean François D’Huez era originario precisamente de la localidad que posteriormente pasó a llamarse “Alpe D’Huez” en su honor, hoy famosa por el puerto de montaña del Tour de Francia.

Anuncios

One comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s